INFORMACIÓN: Estupa: monumento funerario mítico del budismo

Pha That Lounga, ''El Gran Estupa'', en Vientián, capital de Laos, y símbolo nacional. Foto ©: wikipedia.org
Pha That Lounga, ''El Gran Estupa'', en Vientián, capital de Laos, y símbolo nacional. Foto ©: wikipedia.org

Por Alejandro García Vizcaya

 

El estupa de Sanchi, en Madhya Pradesh (India), el de Ruwanwekisayam en Sri Lanka, el de Borobudur, en Magelang (Indonesia) o el de Pha That Lounga, en Vientián, (Laos) y cuyo nombre significa literalmente ''El Gran Estupa’’ son algunos de las construcciones más impresionantes y antiguas del mundo. 

 

Estos monumentos funerarios de la religión budista y yaina son estructuras imponentes que se alzan metódicamente en el horizonte, esperando al peregrino que viene a contemplar las reliquias que alberga en su interior. Sin embargo, no es necesario ir a Asia Oriental a contemplar imponentes estupas, ya que, del mismo modo en que se ha extendido esta religión, lo han hecho estas monumentales estructuras. En Benalmádena, Málaga (España) se alza, con 33 metros de altura, el estupa más grande del país y uno de los mayores fuera de Asia, el conocido como ''Estupa de la Iluminación’’, cuya obra comenzó en el año 2002 y, finalizada en 2003, fue consagrada el mismo año por el décimo cuarto Kunzig Shamar Rinpoche, segundo más alto en rango Lama de la Escuela Karma Kagyu del Budismo Tibetano.

 

Pero estas desconocidas estructuras contienen, sin embargo, un propósito claro, un código oculto, como un mensaje secreto que sólo los iniciados en la religión budista pueden comprender. Y es que todo en la edificación de una estupa está medido y estudiado, desde su forma según su futuro uso, a su ubicación e incluso su orientación con los puntos cardinales del planeta. Derivada de los antiguos túmulos funerarios, el estupa, chedi o dagoba, tiene su origen en el siglo III a. C., cuando el empreador Ashoka lo erigió como monumento funerario de peregrinación, siendo el monumento más importante en la historia de la India. Estas edificaciones fueron alzadas de la nada para realizar una misión de gran solemnidad en la religión budista: contener las cenizas de Buda. Se cree que cuando falleció, sus cenizas fueron divididas y repartidas entre los ocho monarcas que le habían rendido homenaje (el rey de Magadha, el rey de Licchavi, el rey de Kapilavastu, el rey de Allakappa, el rey de Ramagama, el rey de Pâpâ, el rey de Kusinâgar, el bráhmana de Vethadipa) y custodiadas por ocho congregaciones de monjes en diferentes lugares, siendo los tres estupas más antiguos los de Sanchi (India).

 

En el estupa nada es casual, ya que su forma representa elementos esenciales como es la ''mente despierta", y su forma estética al cuerpo de Buda, su palabra y su mente, señalando el camino de la iluminación y el despertar. Posee una gran plataforma, el medhi, que representa la tierra, sobre el que se levanta un cuerpo central semiesférico macizo, el anda, que representa la bóveda celeste. Sobre este, el harmika, una empalizada rectangular, simboliza la residencia de la divinidad protegiendo la parte superior del eje del universo, el iashti, que se supone atraviesa la bóveda. Sobre este eje descansan varios discos decrecientes, los chatravali, y cuanto más de ellos haya, más sagrada se considera la reliquia que contiene el estupa. El peregrino debe acercarse siempre al monumento funerario desde el este, y rodearlo teniéndolo siempre a la derecha, del mismo modo que las estrellas circulan en el firmamento.

 

En el imperio de Ashoka se erigieron más de ochenta mil estupas, que fueron decorados en posteriores etapas, especialmente en las dinastías shunga y andhara. Su popularidad atrajo a gran número de creyentes, por lo que fue necesario edificar una circunvalación alrededor del estupa que se conoce como pradaksina, y para adoctrinar al pueblo iletrado, se construyeron el deambulatorio, o védika, y las cuatro puertas cardinales, o toranas, cada una de las cuales orientada a un punto cardinal concreto. 

 

El estupa de Benalmádena. Foto ©: budismo-málaga.org
El estupa de Benalmádena. Foto ©: budismo-málaga.org

Sin embargo, no fue hasta el siglo II d. C. que, junto al budismo Mahayana, los estupas comienzan su expansión y en ocasiones fueron recubiertos con piedras talladas que mostraban la vida de Buda en imágenes. Incluso evolucionaron, como ocurrió en el Tíbet, donde el estupa se transformó en el chorten, compuesto por una cúpula alzada sobre cinco peldaños que representan los cinco elementos del mundo (tierra, agua, aire, fuego y éter o espacio), y en cuya cima se encuentra un sol apoyado en una luna creciente, símbolos de la sabiduría y la compasión. En China y Japón los estupas pasaron a ser los pagodas, que representaban el cosmos budista. Por otra parte, la bóveda semiesférica que en el Tíbet tiene forma de bulbo presenta una forma acampanada en Sri Lanka y Birmania, mientras en Indochina recuerda a una flecha y en Bután y Nepal se decoran con ojos pintados.

 

Un factor especialmente interesante de los estupas es que, además de evolucionar, se especializaron. Así, encontramos hasta cuatro tipos: los dhātu-chaitia, que contienen reliquias como restos de Buda, sus discípulos y santos laicos; los que contienen objetos que pertenecieron a un Buda o sus discípulos, llamados paribhoga-chaitia; los que sirven para exponer la doctrina budista, conmemorando eventos de la vida de Buda y sus discípulos, y que se conocen como dharma-chaitia; y finalmente los uddeshika-chaitia, empleados como santuario para recibir beneficios espirituales.

 

Estructuras funerarias con siglos de antigüedad, los estupas son los guardianes de las reliquias budistas más sagradas, y aunque las más grandes, antiguas y espectaculares se hayan en Asia Oriental, es posible encontrarlas en cualquier país dónde se practique el budismo. Y, para los fieles, la presencia de Buda se pude sentir en este mítico monumento ancestral.

 

Si quieres saber más sobre el estupa de Benalmádena: www.stupabenalmadena.org

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

ENTIDADES Y EMPRESAS COLABORADORAS

Síguenos en Facebook
Suíguenos en Twitter

Síguenos en Google+


Si tienes interés en recibir notificación de los nuevos artículos publicados en este sitio web puedes registrar tu dirección pinchando en el siguiente enlace:

LUGARES DESDE

DONDE NOS VISITAN

Sociedad de Periodismo

de Viajes. 

Seminario Permanente de Periodismo de Viajes

spviajes@gmail.com