INFORMACIÓN: La revista de viajes Altaïr se despide con un “hasta pronto”

Portada del primer número de la revista Altaïr de la segunda etapa.
Portada del primer número de la revista Altaïr de la segunda etapa.

Por Mariano Belenguer

 

 

La emblemática revista Altair, una de las mejores y más auténticas publicaciones de periodismo de viajes del país, desaparece de nuestros quiscos. En su página web se despide de lectores y suscriptores dejando un hilo de esperanza a sus fieles seguidores: “esto no es un ¡hasta siempre! sino un comprometido ¡hasta pronto!

La revista Altaïr emprendió su viaje editorial en la primavera de 1991. Sus impulsores fueron la librería homónima -ALTAÏR-, la primera del país especializada en viajes y antropología, y la editoral Oasis. La librería Altaïr se fundó en Barcelona en 1979 y ha sido todo un referente europeo en el mundo de los viajes.

 

La cabecera de Altaïr pasó por diferentes etapas a lo largo de los años, pero sus fundadores nunca dejaron que perdiera su identidad y su concepción de los viajes . En su primer editorial ya dejaban muy clara su vocación: “intentar orientar al viajero inquieto , que apunta más allá de los tópicos y desea por encima de todo conocer, convertir el viaje en algo íntimo y personal, en un estilo de vida… un lector al que las revistas convencionales de viajes le saben a poco”. Al final de su última etapa (iniciada en 1999) era la propia librería, convertida también en editorial, y sin otros intermediarios, la que impulsó la revista.

 

Pero Altaïr ha sido mucho más que una revista, ha sido una escuela de viajeros, un modelo para otras publicaciones  de lo que es un buen periodimo comprometido, un referente ético de lo que debe ser el viaje. La defensa de los espacios, de los otros pueblos y de la naturaleza ha estado siempre presente entre sus páginas.

 

Sus reportajes han puesto de manifiesto que el periodismo de viajes es una especialidad muy diferente al periodismo turístico, y que su objetivo va mucho más allá de la venta de un destino de vacaciones.

 

Queremos mostrar desde aquí nuestro más sincero agradecimiento por todo lo que la revista Altaïr ha aportado al mundo de los viajes y desear a todo el equipo de redacción y edición que encuentre pronto la fórmula adecuada para volver a ser la guía de los viajeros que siempre ha sido. Esperamos que Altaïr, la estrella de la constelación de El Águila, Al-tair : “la que vuela”, abra de nuevo sus alas.

 

Reproducimos el editorial del último número de la revista que saldrá el 23 de mayo y que se ha publicado en la web de Altair a modo de carta abierta a los suscriptores y lectores:

 

"Algunas veces hay que dar un paso hacia atrás para encadenar tres adelante. Abrimos un paréntesis. Durante catorce años, desde la primavera de 1999, hemos compartido esta aventura editorial con vosotros, los lectores.

 

Ha sido un proyecto contracorriente: una revista que entiende el viaje como la manera más hermosa de acceder a la complejidad del mundo, basada en la curiosidad y el respeto a todas las culturas. Nunca renunciaremos a esos principios, porque creemos en ellos. Son los que nos justifican, dan sentido a Altaïr.

 

Duele aceptar que la crisis económica —que nos lastima a todos— logró doblegar nuestra capacidad de resistencia. Nos hemos conmovido cada vez que un suscriptor se dio de baja, no por insatisfacción con la revista, sino debido a la pérdida de su empleo o a la disminución de su salario.

 

Implicados en esa debacle, hemos arrimado el hombro para facilitar vuestra continuidad como lectores: no actualizamos el precio de venta al público de Altaïr desde su nº 32, en noviembre de 2004, hace más de ocho años. Sabemos que no os podemos pedir más, pero... tampoco somos capaces de aguantar solos una bajada de ingresos que supera nuestro límite.

 

Eso no quiere decir que Altaïr desaparezca. Solo abrimos un período de reflexión, en busca de otro enfoque que nos permita seguir adelante. Quizá con otra periodicidad, tal vez en formato digital, aún no lo sabemos. Pero sí tenemos claro qué queremos transmitir. También, que nos debemos a las personas con quienes compartimos una sensibilidad: vosotros, lectores. Por eso, aunque ahora nos alejemos de los quioscos o los buzones, deseamos seguir vertebrando la Comunidad de viajeros forjada estos años.

 

Hubiéramos preferido saludaros con otro editorial, uno que glosara los atractivos de los Parques Nacionales de Estados Unidos. La excepcionalidad de la situación lo impide. Como consuelo, nos quedan la ilusión de que el número satisfaga vuestras expectativas y la certeza de que esto no es un “¡hasta siempre!”, sino un comprometido “¡hasta pronto!”.

En el próximo número se incorporará toda la información referente a la resolución de las suscripciones y las posibilidades al respecto."

 

El equipo ALTAÏR.

Escribir comentario

Comentarios: 0

ENTIDADES Y EMPRESAS COLABORADORAS

Síguenos en Facebook
Suíguenos en Twitter

Síguenos en Google+


Si tienes interés en recibir notificación de los nuevos artículos publicados en este sitio web puedes registrar tu dirección pinchando en el siguiente enlace:

LUGARES DESDE

DONDE NOS VISITAN

Sociedad de Periodismo

de Viajes. 

Seminario Permanente de Periodismo de Viajes

spviajes@gmail.com